miércoles, 7 de octubre de 2015

Reparación y justicia para los republicanos




“Aquellos que imparten justicia mientras imponen una dictadura, lo hacen para justificar sus actos criminales ante la sociedad que están creando” 



A las 6:30 de la mañana del día 15 de Octubre de 1940 fue fusilado Lluís Companys i Jove en el foso de Santa Eulalia en el castillo de Montjuïc de Barcelona antes de morir dijo “Assessineu un home honrat. Per Catalunya!!!("Asesinais a un hombre honrado. ¡¡¡Por Cataluña!!!".)”.

El asesinato de Companys, como de muchos otros Republicanos  que lucharon hasta el final por aportar  a través de la constitución de 1931,  la libertad y bienestar y progreso  a España supuso uno de tantos crímenes en su época orquestado por el “ministerio de justicia Franquista” ;  y lo que es más lamentable aún hoy, es que todavía no se haya conseguido que la democracia Española  reconozca lo injusto de la condena a Companys y la revoque reconociendo que fue injusta y cobarde;  en definitiva un crimen mas de los muchos que se cometieron durante la dictadura.

Y es que resulta evidente que aun hoy existe recelo a reparar los actos criminales del ministerio de justicia Franquista que no dudo en imponer la justicia de forma arbitraria durante toda la dictadura y que en esta legislatura ha visto como sus crímenes han sido premiados renovando en 2012  el Marquesado de Queipo de Llano, un Marquesado que le fue concedido por el General Franco  a este  militar por matar a republicanos durante la guerra civil, la España de los dos bandos sigue latente en esta España quebrada, donde la justicia y la reparación para todos los que lucharon del bando republicano llega a cuenta gotas y donde hombres como Lluís Companys i Jove no reciben de la democracia la más elemental de las atenciones  de una sociedad democrática, que es la reparación y la justicia por haber sido juzgado en un juicio farsa.

En esta España, mientras el dictador yace en un suntuoso mausoleo construido por prisioneros de guerra convertidos en esclavos al servicio de la dictadura criminal y fascista que durante 40 años impuso un régimen de hambre y miseria para el pueblo español, octogenarios y octogenarias descendientes de republicanos llevan flores a sus parientes a las cunetas de las carreteras donde los criminales fascistas los mataron para ellos como para Companys no llega la reparación, el reconocimiento y la justicia debidas de la democracia española y cuando lo hace a veces es tarde.

Es por eso que a través de este artículo de opinión por el 75  aniversario de la muerte por fusilamiento  de Lluis Companys i Jove presidente de la Generalitat de Cataluña, me gustaría unir mi voz a la de muchos catalanes que piden la nulidad de su juicio, ya que éste, no fue más que una farsa para justificar su crimen, un crimen que se repitió en cada juicio que se realizó durante la dictadura franquista,  porque aquellos que imparten justicia mientras imponen una dictadura, lo hacen para justificar sus actos criminales ante la sociedad que están creando.

Yo por mi parte lucharé por devolver a los republicanos tirados en las cunetas, el honor, la justicia y la memoria porque como demócrata se lo debo.








Antonio Garcia Leal
Secretario de la AAVV Tancat III
https://www.facebook.com/tatarlak
https://twitter.com/#!/tatarlak
http://tatarlak.blogspot.com.es/
https://instagram.com/tatarlak/
asociaciontancat3@gmail.com

Publicar un comentario