domingo, 10 de abril de 2016

LA SOLUCIÓN PARA ESPAÑA PUEDE SER EL REFERÉNDUM



El próximo 2 de mayo será el límite legalmente establecido, porque los partidos en el congreso de los diputados cierren un acuerdo para tener un gobierno estable para el Reino de España, y al parecer, las posiciones enconadas y encuentros de los partidos políticos a derecha e izquierda del hemiciclo hacen difícil, aunque no imposible que tengamos un acuerdo de legislatura.

Lo primero que habría que resaltar pasados ​​más de 100 días de las elecciones, es que la izquierda que representa Podemos, resquebraja por la falta de un acuerdo, víctima posiblemente de un fuerte, aunque sano debate interno, que está obligando la formación morada en el Congreso a sustituir engranajes de sus cuadros de mando, y modificar su discurso para poder construir una sólida mayoría de izquierdas para conformar un gobierno. Por otra parte y adentrándonos en el centro izquierda, donde creo yo se sitúa el PSOE, las pugnas por el poder cada día se hacen más visibles y el fracaso de Sánchez Castejón, puede poner Susana Díaz al frente del partido, lo que posiblemente la condujeran en junio a ser cabeza de lista si hay elecciones. En cuanto a los nacionalistas, están a la espera de ser el engranaje necesario entre los grandes partidos, para que en el Reino de España haya un gobierno de consenso, o bien trabajan para certificar su salida de esta nación de naciones que no les escucha y que judicializa todo cono única solución.

Por la senda de la derecha, Ciutadanos gana peso, con su acuerdo con los Socialistas, aunque la suma de diputados resultantes, es insuficiente para gobernar, salvo que PP o Podemos abstengan, lo que resta posibilidades al experimento. Por la misma senda de la derecha y con un PP gobernante en funciones, azotado por los casos de presunta corrupción que resquebrajan su estabilidad y credibilidad ante los políticos y ciudadanos, tiene como única propuesta de gobierno para la legislatura, crear por una gran coalición de 253
Diputados que sumarían las fuerzas de PP + PSOE + CS, pero es difícil que se llegue a este acuerdo a tenor de lo visto y oído, aunque nada ya se puede descartar. En cuanto a los partidos nacionalistas, están a la espera de ser el engranaje necesario entre los grandes partidos para que en el Reino de España haya un gobierno de consenso, o bien trabajan para certificar su marcha de esta nación de naciones.

Yo por mi parte después de ver, y escuchar a los partidos políticos de izquierda a derecha del hemiciclo, y ante la amenaza de unas nuevas elecciones, con similares resultados, que nos conduzcan a un escenario igual, ante la amenaza de un eterno gobierno del PP en funciones o uno de impuesto por la Troika para salvar el capital que invirtió en el rescate, antes de que pongan los partidos una persona de consenso para ellos y no para los votantes considero como opción la posibilidad de hacer una referéndum vinculante al pueblo con las diferentes opciones de pactos posibles en la cámara y un proyecto de legislatura, y que el gobierno que surja de este referéndum, nos conduzca durante los próximos 4 años.

Para dotarlo de control ciudadano propongo que este obligado llevar a referéndum todos los grandes acuerdos de gobierno que afecte de manera principal a los ciudadanos de esta nación de naciones llamada España, y para empezar propondría para finales de año, una consultar al pueblo para preguntarle si los ciudadanos quieren que se cambie la Constitución durante la legislatura.

Para cerrar el artículo me gustaría recordar a los 350 diputados del Congreso, que en democracia "a través del voto la soberanía se delega, no cede" y que el pueblo ha votado a estos 350 representantes, para que uno de ellos sea presidente del gobierno, por lo que considero que sería una traición, al pueblo ya la soberanía delegada en los diputados, elegir una persona de consenso por formaciones políticas, que no hubiera elegido su pueblo, a través del voto.


Antonio Garcia Leal
Secretario de la AAVV Tancat III


Publicar un comentario en la entrada