martes, 7 de septiembre de 2010

LAS SANDALIAS DEL PESCADOR


El elevado coste de la visita papal a la comunidad de Madrid, que el diario Público cifra en 50 millones de euros de los cuales según este mismo diario 25 los pagara el erario público, me hace reflexionar sobre la necesidad en tiempos de crisis de hacer venir a España al sumo pontífice, ¿no es un gasto innecesario en los tiempos que corren? además hay que tener en cuenta que el personaje vendrá a España en 2 ocasiones más, con un coste que aunque no será similar o eso espero supondrá un gasto enorme a los ciudadanos.

Y es que mientras desde el gobierno nos dicen que hemos de apretarnos el cinturón, que se ha de recortar gastos incluso en el ámbito social, mientras hay personas que no han recibido todavía la ayuda solicitada al amparo de la ley de dependencia, pretendemos traer al gerifalte de mayor rango de la iglesia católica, con el fin de traernos una fe en una iglesia católica en declive, víctima de sus propios excesos y sus políticas retrogradas e intolerantes, y su permisividad ante delitos graves contra los eslabones más vulnerables de la sociedad, que ha sido incapaz de no solo pedir perdón por los delitos de personas de rango dentro de la iglesia, sino que encima ha tildado las acusaciones fundadas y justificadas con pruebas, de ser una persecución contra la institución, cuando esta institución lleva siglos persiguiendo a cualquiera que no esté conforme con ella y solo el progreso de la sociedad ha podido librarse a medias de la influencia del clero dentro de la sociedad.

Aunque hay que decir que España en este aspecto es un caso singular puesto que aquí todavía los ecos de la última manifestación anti abortista nos han llevado a ver en la calle a curas pancarteros, que voceaban en contra de lo que el parlamento, que es la voz del pueblo, decidía acompañados de la derecha española que utiliza a la iglesia para dar mítines políticos, una iglesia que por cierto nunca ha dejado de ser un mero instrumento político por lo menos en España desde el 14 de Abril de 1931 cuando ahogada por un verdadero estado laico se dedico a pescar votos desde el pulpito para defender su supervivencia como institución, e incluso creando un partido político y que tras la victoria del bando sublevado impuso su doctrina social al pueblo y fue un instrumento mas de represión en aquella España huérfana de libertades.

Por eso mi reflexión va encaminada a pedir a los creyentes que vean necesario que venga el vicario de Cristo, que se pregunte que beneficio traerá su visita a España si para ello nos hemos de gastar 25 millones de euros, también me gustaría que le explicaran a los que no creen en Dios porque ellos han de pagar la vista del personaje, y a los que no somos de derechas que nos expliquen porque pagar la visita si para colmo luego utilizaran la visita para dar un mitin de la derecha, con alusiones a la ley del aborto, educación para la ciudadanía o los matrimonios entre parejas del mismo sexo y os lo digo yo que soy un creyente no practicante que cree en Dios pero no en sus ministros que España debería ser un Republica laica.

Antonio Garcia Leal ®

Publicar un comentario